"De todas las personas, los niños son las más imaginativas. Se entregan sin reservas a todas las ilusiones" (Milton).

¿Te acuerdas de aquel tiempo, cuando las decisiones importantes se tomaban mediante ...

un práctico:"Pito pito gorgorito... ¿dónde vas tú tan bonito?... A la era verdadera... pim pom fuera!?".

- Se podían detener las cosas cuando se complicaban con un simple "¡No ha valido!" o "¡cruz y raya!".

- Los errores se arreglaban diciendo simplemente: "Empezamos otra vez".

- El peor castigo y condena era que te hicieran escribir 100 veces "No debo...".

- Tener mucho dinero sólo significaba poder comprarte un helado... o una bolsa de chucherías a la salida del cole...

- Hacer una montaña de arena podía mantenernos felizmente ocupados
durante toda una tarde...

- Para salvar a todos los amigos... bastaba con un grito de "¡Por todos mis compañeros y por mí primero!"

- Siempre descubrías tus más ocultas habilidades, a causa de un "¿A que no haces esto?"

- No había nada más prohibido que jugar con fuego...

- "Tonto el último" era el grito que nos hacía correr como locos... hasta que sentíamos que el corazón se nos salía del pecho...

- El de polis y cacos era sólo un juego para el recreo, y por supuesto era mucho más divertido ser ladrón que policía...

- Los globos de agua... eran la más moderna, poderosa y eficiente arma que jamás se había inventado...

- Todos te admiraban si lograbas cruzar la comba mientras saltabas...

Saltando a la comba
- La mayor desilusión... era sólo el haber sido elegido el último para el equipo del cole...

- Los hermanos mayores eran el peor de los tormentos, pero también los más celosos, fieles y feroces protectores...

- Nunca faltaban los caramelos que tiraban los Reyes en Navidad, ni el dinero que nos dejaba el ratoncito Pérez bajo la almohada...

- "Guerra" sólo significaba arrojarse tizas y bolas de papel durante las horas libres en clase...

- Los helados constituían el grupo de los alimentos básicos y esenciales...

- Tu bici se transformaba en una poderosa súper moto con sólo poner unos cartones en la horquilla para que hicieran ruido contra los radios.

- Y quitarle las ruedas pequeñas significaba un gran paso en tu vida...

- El mayor negocio del siglo era conseguir cambiar los diez cromos repetidos por el que hacía tanto tiempo que buscabas...

- Hacer cabañas con ramas cuando íbamos de excursión al campo nos entretenía durante horas... hasta que venían a avisarnos de que teníamos que marchar y llorábamos desconsolados...


- Lo más divertido: saberte la coreografía de XUXA, BOMBOMXIP... y bailarla con tus amigas, o comentar el último capítulo de campeones e intentar imitar la "catapulta infernal" con tu mejor amigo...

- Sentarnos frente al televisor... a las cinco en punto con los ojos desencajados y ver "Barrio Sésamo".

- Creerte "superman" o "supergirl"... y ponerte el "babi" del cole a modo de capa mientras subías en cualquier escalón y deseabas con todas tus fuerzas poder volar como ellos...

- Cuando aumentabas enormemente tu dolencia y te pasabas un auténtico día perfecto en la cama, con esos interminables montones de tus tebeos preferidos.

- Era un gran tesoro si encontrabas trozos de escayola en los escombros y podías dibujar "el tejo" en el suelo para jugar...

Jugndo al tejo

Todas estas simples cosas... nos hacían felices, no necesitábamos nada más.... un balón, una comba y dos amigos con los que hacer el ganso durante todo el día...

Si podéis recordar la mayoría de estas cosas y he conseguido que sonriáis, entonces significa que habéis tenido una infancia feliz... y que todavía os queda dentro algo del niño que éramos no hace tanto tiempo...

Así que recuérdale esto al que necesite un pequeño descanso en su
apretada y agitada vida de adulto o que está entrando en ella y ya se está agobiando.


"¡Nunca perdáis al niño que llevamos dentro!

Ella/él da sentido a nuestra vida... "y ¡el último en leerlo se la

liga!"
- - - - -
CIUDADANOS RESPONSABLES

¿Cómo ayudar a su hijo a ser un ciudadano responsable?

Prólogo
"La inteligencia por sí misma no es suficiente. El carácter además de la inteligencia, esa es la meta de la educación verdadera" (Martín Luther
King Jr.).

Como padres de familia, todos queremos que nuestros niños se desarrollen como ciudadanos responsables y buenas personas. Queremos que aprendan a sentir, pensar y actuar con respeto hacia sí mismos y hacia otras personas.

Queremos que busquen su propio bienestar, pero que también tomen en consideración las necesidades y sentimientos de otras personas.
Queremos que reconozcan y honren los principios democráticos sobre los cuales nuestra nación fue establecida. Queremos, en resumen, que
desarrollen un buen carácter.

Que ningún niño se quede atrás, es el alto rendimiento académico y éxito profesional fundamentados en la fortaleza moral y la virtud cívica.

"Una educación de calidad brinda a los ciudadanos las herramientas para poder participar plenamente en su sociedad". Y los beneficios que resultan cuando fomentamos el desarrollo del carácter de nuestros niños son enormes.

Las investigaciones han demostrado que los niños que crecen con valores fuertes y positivos son más felices y se desenvuelven mejor en la escuela.

También tienen mayor capacidad para equilibrar sus necesidades y deseos personales con los de otras personas, y para contribuir positivamente a la sociedad.

Por otro lado, si los niños no aprenden buenos valores y comportamiento desde muy pequeños, pueden desarrollar problemas más tarde.

Estos problemas traerán consecuencias serias a medida que vayan
creciendo –el absentismo escolar, el uso de drogas, el embarazo
prematuro, el crimen violento– y muchos otros problemas graves.

Lo más importante que podemos hacer por nuestros niños es ayudarlos a adquirir valores y destrezas de las cuales pueden depender el resto de sus vidas.

Al hacerlo, les daremos la mejor oportunidad para vivir vidas buenas como individuos y como ciudadanos en sus comunidades y en nuestro país...

Introducción

Tal como a los niños se les debe enseñar a atarse los cordones de los zapatos, leer y escribir, resolver problemas matemáticos y comprender conceptos científicos y los eventos de la historia, también se les debe guiar en el desarrollo de las cualidades de carácter que se valoran por sus familias y las comunidades en las que viven.

Sólo mediante la orientación y los ejemplos de personas adultas atentas, los niños pueden aprender a ser honestos y considerados, a mantenerse firmes en sus principios, a cuidar de otras personas, actuar responsablemente y tomar decisiones morales bien fundadas.

La información y puesta en práctica de los valores y las destrezas que integran el carácter firme y el civismo es lo que usted puede hacer para que su niño desarrolle un buen carácter.

También sugerimos actividades que usted y su niño de edad escolar pueden desempeñar para poner esos valores en acción en su vida cotidiana.


Toda nación sobrevivirá y florecerá si puede comprometerse con el buen carácter y una dedicación singular a la libertad y la justicia para todos.

A través de la historia, vemos cómo los héroes más honorables practicaron los valores del trabajo arduo y honesto, un compromiso con la excelencia y la valentía, la autodisciplina y la perseverancia.

Hoy, si trabajamos por preservar la paz y la libertad en todo el mundo, nos estamos guiando por un carácter que respeta la dignidad humana y valora cada vida.

Fuente:
http://www.ed.gov

"El amor es para el niño lo que el sol para las flores. No le basta pan:

necesita caricias para ser bueno y para ser fuerte" (Concepción Arenal).
* * * * *

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra página web. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies.
Más información Aceptar